Close
Loading the player ...
Descargar los certificados de cumplimiento de Avery Dennison
Close
Loading the player ...
Directiva RoHS (refundida)
Close
Loading the player ...
Página de la RoHS de la Comisión Europea
Close
Loading the player ...
“Guía azul” sobre la implementación de las normas para productos de la UE

Unión Europea

 

La UE aprobó la Directiva (2002/95/CE) de Restricción de Sustancias Peligrosas (“RoHS”) en 2003, la cual entró en vigor el 1.º de julio de 2006.  La Directiva 2011/65/CE (“RoHS 2” o  “RoHS refundida”), que sustituye a la Directiva original, permite actualizar la Lista de sustancias químicas restringidas y las exenciones, además de contar con disposiciones para armonizar la ley RoHS con otras normativas de la UE que incluye el sistema REACH.

RoHS restringe el uso de seis sustancias en aparatos eléctricos y electrónicos. Las sustancias restringidas tienen un valor máximo de concentración tolerable en peso en materiales homogéneos:
  • cadmio (0,01 %),
  • cromo hexavalente (0,1 %),
  • plomo (0,1 %),
  • bifenilos polibromados (PBB) (0,1 %),
  • polibromodifenil éteres (PBDE) (0,1 %),
  • mercurio (0,1 %).

Es posible que en el futuro se restrinjan más sustancias.  Las sustancias prioritarias para una posible incorporación son hexabromociclododecano (HBCDD), di (2-etilhexil) ftalato (DEHP), benzilbutilftalato (BBP), dibutil ftalato (DBP) y ftalato de diisobutilo (DIBP).

Las concentraciones máximas permitidas se aplican para cada material homogéneo en el producto, lo que significa que los límites no se aplican al peso del producto final ni a un componente, sino a cualquier material en el producto que no pueda fragmentarse o separarse en materiales diferentes mediante acciones mecánicas como desenroscar o cortar.

El responsable de cumplir con estas normas es la parte encargada de comercializar el AEE en la UE.  Se incluye a los fabricantes de los AEE, con determinadas obligaciones para los importadores, distribuidores y representantes autorizados.  Sin embargo, ya que las restricciones se aplican a nivel del material homogéneo, los datos sobre las concentraciones de sustancias deben transferirse a la cadena de suministro y, por lo tanto, lo más seguro es que los proveedores del material y los componentes necesiten certificar el cumplimiento de la Directiva RoHS a sus clientes.

La marca CE es la indicación permitida del cumplimiento de la Directiva RoHS.  Un producto que se vende con la marca CE debe cumplir los requisitos de la Directiva RoHS (así como otros requisitos asociados con la marca CE).

Aparatos eléctricos y electrónicos

 

Las categorías de los aparatos eléctricos y electrónicos (AEE) recogidos por la directiva RoHS son los siguientes:

  • equipos de consumo,
  • aparatos de iluminación,
  • herramientas eléctricas y electrónicas,
  • juguetes o equipos deportivos y de tiempo libre,
  • dispositivos médicos,
  • máquinas expendedoras,
  • equipos de telecomunicaciones e informático,
  • electrodomésticos pequeños,
  • electrodomésticos grandes,
  • otros AEE no recogidos por cualquiera de las categorías anteriores,
  • instrumentos de control y supervisión, que incluye los instrumentos de control y supervisión industriales.

Los siguientes aparatos están exentos específicamente de la Directiva:

  • herramientas industriales fijas de gran envergadura,
  • instalaciones fijas de gran envergadura,
  • la gran mayoría de los transportes para personas y mercancías,
  • equipo diseñado para enviarlo al espacio,
  • o no entra en el ámbito de la Directiva RoHS,
  • productos sanitarios implantables activos,
  • máquinas móviles que no son de carretera, fabricadas exclusivamente para uso profesional,
  • aparatos específicamente concebidos con los únicos fines de investigación y desarrollo que están destinados en exclusiva a un uso entre empresas,
  • determinados aparatos que están específicamente diseñados y que se instalarán como parte de otro tipo de aparato que está excluido, 
  • equipo necesario para la protección de los intereses esenciales de la seguridad de los Estados miembros, lo que incluye las armas, las municiones y el material bélico destinados para fines específicamente militares,
  • los paneles fotovoltaicos destinados para su uso en un sistema que ha sido diseñado, montado e instalado por profesionales para un uso permanente en un lugar determinado, a fin de producir energía a partir de la luz solar para aplicaciones públicas, comerciales, industriales y residenciales.

Asimismo, existe un procedimiento de solicitud de exenciones para aplicaciones específicas, y muchas de estas se han concedido.  Las aplicaciones exentas están incluidas en los Anexos III y IV de la Directiva actual.

Fabricantes de AEE.

 

Por lo general, los fabricantes que comercializan los AEE deben realizar lo siguiente:

  • asegurarse de que se han diseñado y fabricado de acuerdo con los requisitos de la Directiva RoHS estipulados en el artículo 4;
  • elaborar una documentación técnica y una declaración de conformidad, y colocar el marcado CE en el producto final;
  • conservar la documentación técnica y la declaración de conformidad durante 10 años después de que el AEE se haya comercializado;
  • mantener un registro de AEE no conformes y retiradas de productos, así como mantener informados a los distribuidores sobre dicho asunto;
  • asegurarse de que sus AEE llevan un número de tipo, lote o serie u otro elemento que permita identificarlos o, si el tamaño o la naturaleza del AEE no lo permiten, asegurarse de que la información necesaria figure en el envase o en un documento que acompañe al AEE;
  • indicar su nombre, marca comercial registrada y su dirección de contacto en el AEE; cuando esto no sea posible, indicar dicha información en su envase o en un documento que acompañe al AEE;
  • para los AEE comercializados que no estén conformes, adoptar de forma inmediata las medidas correctivas necesarias para ajustar ese AEE a los requisitos de conformidad, para sacarlo o retirarlo, si es necesario, e informar inmediatamente a las autoridades nacionales competentes aplicables.
En el caso de un producto importado, la Directiva establece las responsabilidades del importador, que son similares a las que se le requiere al fabricante de la UE (en el caso de que el producto estuviera fabricado en la UE).

Los materiales disponibles y la información facilitada en Avery Dennison ADvantage: El sitio de Cumplimiento íntegro tiene una finalidad meramente informativa; su objetivo no es proporcionar asesoramiento jurídico.